El estreñimiento no es un tema agradable del que hablar y sin embargo todas las personas lo han sufrido alguna vez en su vida. Es lo más parecido a sufrir una dictadura por parte de tu propio cuerpo, que se rebela frente al ritmo natural de deposiciones del cuerpo humano.

Para comprender cómo prevenirlo es importante conocer cómo se provoca. En el proceso de digestión de los alimentos, el intestino absorbe los nutrientes del bolo alimenticio así como el agua que este contiene. Los músculos del intestino hacen que las heces vayan avanzando hacia el recto para ser expulsadas, pero si las heces son demasiado secas se complica este proceso y encontramos el estreñimiento.

Por ello, la dieta es una de las mejores maneras de incidir en el estreñimiento. Una dieta rica en fibra incrementa el volumen de las heces y favorece su expulsión, es decir, aumentando la presencia de la fruta y la verdura de nuestros platos podremos decirle adiós al estreñimiento.

Además, beber suficientes líquidos, además de garantizar una correcta hidratación, se evitará que la sequedad complique las digestiones. Es preferible realizar cinco comidas equilibradas al día y evitar irse a la cama poco después de la cena.

Si requiere ayuda profesional, visítenos y le recomendaremos los mejores productos para mejorar su ritmo intestinal.